19/11/2003

El Arte de la Guerra


Ocupado en inspirar a Sun Tsu, no puso atención a la remesa de almas que acababa de llegar, muchas de ellas que, de seguro, en vida fueron soldados.

Luzbel se concentró y casi pudo sentir la mano del gran estratega escribiendo:

«No hay mejor victoria que evitar las grandes batallas.»

—... ¡Si lo hubiera pensado antes!

No hay comentarios.: